GIMNÁSTICA 1 – GERNIKA 0

Publicado el 7 de octubre de 2018

Y llegó la primera. Un penalti transformado por Borja Camus permite a los blanquiazules sumar su primer triunfo de la temporada.

 

GIMNÁSTICA: Álex Ruiz, Fer, Bardanca, Camus, Cristian, Cusi, Vitienes (Alberto, 87), Luis Alberto, Nacho Rodríguez, Rozas (Fermín, 70) y Primo (Víctor, 82).

 

GERNIKA: Altamira, Aimar (Guarrotxena, 46), Idoiaga, Koldo, Ander, Lander, Enziondo, Gorka, Pradera (Etabe, 76), Abaroa (Garmendia, 60) y Santamaría

 

Partido correspondiente a la séptima jornada del campeonato de Liga en el Grupo II de 2ª División B, disputado en el estadio de El Malecón. Antes del comienzo del encuentro se inauguró en el palco del estadio el busto de D. Gabino Teira, fundador del club, con la presencia de su hija Delfina Teira, y el recientemente proclamado campeón de Europa superwelter, el púgil torrelaveguense Sergio García, realizó el saque de honor, en los actos encuadrados en la celebración del 111º Aniversario de la RS Gimnástica. Se guardó un minuto de silencio por el reciente fallecimiento del exjugador Gerardo Trueba.

 

Dirigió el encuentro el colegiado asturiano Álvaro Alonso Prendes. Mostró tarjetas amarillas a Cristian, Cusi, Luis Alberto, Alberto, Primo, Camus y Víctor, por parte local, y a Koldo, Gorka, Abaroa y dos a Enziondo (72′), por parte visitante.

 

GOLES:

1-0, min.26: Camus, de penalti.

 

 

Marino Tejera | Al fin llegó la primera victoria de la Gimnástica en su vuelta a la Segunda División B. Han tenido que transcurrir siete jornadas para que la afición del Malecón haya podido disfrutar de un triunfo de su equipo. Y se ha dado en un enfrentamiento en el que, de no ser por las necesidades de ambos contrincantes, evidenciadas en los nervios que han mostrado durante muchas fases, hubiera sido digno de olvidar cuanto antes. Finalmente los tres puntos se quedaron en casa gracias a un gol desde los once metros transformado por Camus, mediada la primera parte.

Pudo haberse inaugurado mucho antes el marcador. Transcurría el minuto 10 cuando a Vitienes le llegó en la frontal del área el rechace de un saque de esquina y, con su pierna izquierda, sorprendió a Altamira clavando el balón en la escuadra. Sin embargo, puestos a sorprender, el árbitro asturiano Alonso Prendes anuló el gol siguiendo las indicaciones de su asistente, por estar el cancerbero gernikarra entorpecido en la visión por algún jugador blanquiazul, según indicó Nacho Rodríguez al finalizar el partido. El público de Torrelavega, ante esta decisión e influenciado ya por el arbitraje recibido en Lejona la semana anterior, manifestó su desaprobación a la labor arbitral con una sonora bronca que duró varios minutos.

 

Superada esa fase, la Gimnástica empezó a creer. Sin llegar a abrumar a su rival, sí que se iba haciendo dueña territorial y se aproximaba cada vez más a los dominios de Altamira. Camus y Cusi dispusieron de sendas ocasiones en libre directo. El portero vizcaíno solventó con clase el primero, mientras que el zapatazo del medio centro santanderino se fue rozando el palo derecho. También el Gernika utilizó el balón parado para conocer de cerca a Alex Ruiz, pero este no tuvo excesivo problema para blocar el disparo a bocajarro de Abaroa.

A la siguiente llegó el gol definitivo, tras considerar el colegiado penalti la caída de Primo dentro del área en un lance que había nacido de una gran jugada individual de Vitienes y en la que Rozas también había intervenido. Y Camus no falló desde los once metros.

 

Los locales, como es costumbre una vez se ven con ventaja en el marcador, cedieron el balón a su rival para tratar de salir a la contra. Enziondo y Abaroa pusieron a prueba la resistencia del muro que había puesto en liza Pablo Lago, esta vez con la novedad de Luis Alberto supliendo la ausencia de Palazuelos en el centro del campo, y Bardanca y Cristian en el centro de la defensa. Una apuesta que a la postre le serviría al entrenador asturiano para acabar por fin con el marcador rival a cero.

La Gimnástica aún tuvo opciones de ampliar su ventaja en los últimos compases de la primera mitad. Vitienes, una locura para la zaga rival toda la tarde, intentó redimirse del gol anulado probando suerte con un lanzamiento similar, pero esta vez le salió desviado. Y justo antes del descanso, el siete blanquiazul, en otra jugada individual, ganaba la línea de fondo para conectar con Cusi y Rozas, que en posición óptima no supo culminar ante Altamira.

Tras el paso por vestuarios el partido siguió por los mismos derroteros. El Gernika no sabía aprovechar la cesión del balón que le hacían los locales, y solo en jugadas de estrategia encontraba la zona de peligro, aunque con poca fe en el éxito.

 

Curiosamente, la expulsión de Enziondo fue el detonante de los mejores momentos de su equipo. Urtzi Arrondo, sabedor de que le quedaba poco por perder, ordenó a los suyos un fútbol más directo, con una repetida ráfaga de balones colgados al entorno de Alex Ruiz, muchas veces desde su propio portero jugando como líbero. Quizá un partido roto era la oportunidad perfecta para que la Gimnástica matara el encuentro cogiendo la espalda de su rival, volcado éste en su objetivo de lograr el empate. Nacho Rodríguez se precipitó e intentó sorprender desde lejos a Altamira cuando también tenía las opciones de Vitienes y Fermín en un tres contra uno con Koldo cerrando la defensa. Poco después, el propio Fermín, con las piernas frescas por su reciente incorporación, montó un contraataque y sirvió a Víctor una inmejorable oportunidad para sentenciar, pero incomprensiblemente echó el balón fuera.

El ansia por ganar ponía en peligro el triunfo y el nerviosismo se trasladaba a la grada, que perdía la paciencia ante la inoperancia en ataque. Pero a veces el fútbol te da lo que antes te ha quitado. Una semana antes en Leioa, Camus tuvo una oportunidad de salvar un punto en el descuento y se topó con el portero rival. Esta vez Etxabe pudo hacer lo propio para el Gernika y se encontró con el poste de la portería sur del Malecón. Si echamos cuentas, el saldo es de un punto más.

 

Las Declaraciones:

 

PABLO LAGO:

 

“Hemos estado muy bien también en la estrategia. Aunque en la segunda parte hemos estado quizá demasiado atrás. Era difícil sumar la primera victoria”

“El gol anulado a Hugo es un gol claro, legal, no hay nadie en la trayectoria del disparo. Sobre el penalti no pierdo un segundo en especulaciones”

 

URTZI ARRONDO:

 

“Tenían dos expulsados. Han variado su dibujo. Nos esperábamos un equipo fuerte que era extraño que hubiera perdido en El Malecón”

“Nos cuesta mucho ganar. La semana pasada nos han pitado un penalti exactamente igual. Una acción injusta nos cuesta el partido”

 

NACHO RODRÍGUEZ:

 

“El arbitro me transmite que en el gol de Hugo hay un jugador que impide la visión del portero”

“El penalti me perece clarísimo. Es fútbol. Creo que hemos estado bien plantados y hemos sido justos vencedores”

“El equipo ha estado más junto, más equilibrado, ha competido y ha ganado muchos duelos y disputas. La mayoría han sido para nosotros”

 

RESUMEN DEL PARTIDO:

 

 


 

2 Comentarios en esta noticia

  1. Gimnástico de pro Says:

    Que vergüenza a ver si rebajan la sanción a Palazuelos

  2. Resconorio Says:

    Creo que Primo recibió también targeta amarilla y no es la primera vez que la Gimnástica acaba con cero goles en contra. Gimnástica 0 Bilbao At 0

Contestar