Categorizados | 2ª División B, Destacados, Fútbol

Tags |

ARENAS CLUB 0 – RACING 1

Publicado el 26 de enero de 2019

El Racing vence en Gobela con un gol de Rafa de Vicente de penalti en el tramo final.

 

ARENAS: Txemi, Jordan, Gayoso (Jimmy, 75), Jesús Pozo, González, Matador (Júnior, 69), Xeber (Güemes, 81), Uranga, Dani López, Azkue y Zamorano.

RACING: Iván Crespo, Nico Hidalgo, Julen, Óscar Gil, Olaortua, Sergio Ruiz, Cayarga, Kitoko (Rafa de Vicente, 51), Dani Segovia (Barral, 42), Noguera y Enzo (Jon Ander, 72).

 

Partido correspondiente a la vigésima segunda jornada del campeonato de Liga en el Grupo II de 2ª División B, disputado en el campo de Gobela, con la presencia de unos 600 seguidores verdiblancos. Se conmemoró el centenario del título de Copa del Rey por parte del Arenas Club, con la entrega de la réplica oficial de aquel trofeo y la presencia del presidente de la RFEF Luis Rubiales.

Dirigió el encuentro el árbitro aragonés Sergio Usón Rosel. Mostró tarjetas amarillas a Gayoso y Jesús Pozo, por parte local, y a Óscar Gil, Rafa de Vicente, Cayarga y Olaortua, por parte visitante.

 

GOLES:

0-1, min.88: Rafa de Vicente, de penalti.

 

Foto: Arenas Club.

 

La victoria conseguida por el Racing en Gobela sobre el Arenas de Getxo ha permitido a los verdiblancos cerrar enero con un positivo balance de nueve puntos sobre 12 posibles y alcanzar el medio centenar en su casillero. Rafa de Vicente, en el 88′, marcó de penalti el tanto que hizo estallar de alegría a los 600 aficionados verdiblancos presentes en el feudo vizcaíno, que despidieron a sus futbolistas con vítores que aludían a la consecución del ascenso a 2ª División. Y es que el equipo cántabro, además de sus sobresalientes números, mostró una imagen muy positiva, fue superior a su rival y se aclimató tanto a las reducidas dimensiones como al césped sintético. Pero lo que es aún más importante, sacó a relucir su gen ganador, pues lo intentó una y otra vez hasta que encontró el premio del gol.

La tarde en Gobela comenzó con la entrega al Arenas, por parte del presidente de la RFEF, Luis Rubiales, de la réplica de la Copa del Rey que el conjunto vizcaíno ganó hace un siglo. La elección del encuentro para el desarrollo de esta efeméride no pudo ser más acertada, pues se medían dos clubes fundadores de la 1ª División. El Racing se sumó a la celebración y su presidente de Honor, Juan Antonio Tuto Sañudo, hizo entrega al presidente del equipo azulgrana, Francisco Egusquiaguirre, de una placa conmemorativa, instantes antes de que la pelota echara a andar en el campo vasco.

Ania suplió la baja por sanción de Aitor Buñuel colocando a Nico Hidalgo en el lateral derecho, una posición en la que ya había actuado este curso y en la que tenía experiencia en campañas anteriores. Su posición en el extremo de la misma banda fue ocupada por Cayarga, que fue la única novedad en el once verdiblanco respecto a la última jornada.

El encuentro, como era previsible, resultó muy igualado en los primeros instantes, pero los racinguistas se fueron aclimatando al terreno de juego y fueron haciéndose poco a poco con el dominio de la pelota y el juego. Alberto Noguera, por el centro, y Enzo Lombardo, por la izquierda, fueron los jugadores de la escuadra cántabra más activos durante el primer periodo aunque la mejor ocasión fue para Cayarga, que en el 18′ remató por encima del travesaño un buen centro desde la izquierda de Lombardo. Antes, una buena contra iniciada por Sergio Ruiz había terminado con un cabezazo alto del francés en el segundo palo tras ser asistido por Hidalgo.

Las ocasiones no eran claras para ninguno de los dos equipos, aunque los pupilos de Iván Ania daban sensación de peligro cada vez que merodeaban el área defendida por Txemi. El Arenas, por su parte, protagonizó un lanzamiento desde el borde del área de Uranga que se marchó desviado y un remate de cabeza, a la salida de un córner (38′), que tampoco encontró la meta de Iván Crespo. Con el empate a cero inicial se llegó al descanso, aunque antes del intermedio Dani Segovia, lesionado, tuvo que dejar su sitio a Barral.

El infortunio se alió nuevamente con el Racing, que vio como en el 52 Kitoko también tuvo que abandonar el terreno de juego. Rafa de Vicente ocupó su lugar en el doble pivote. El centrocampista malagueño salió muy enchufado y canalizó con acierto el juego de los verdiblancos, que en el 54′ tuvieron una buena ocasión por la izquierda con un centro de Julen Castañeda que empalmó Barral y cuyo rechace, en última instancia, fue rematado por Cayarga, pero la zaga envió el balón a la esquina.

El conjunto cántabro se adueñó de la pelota, los cambios de orientación de una banda a otra incomodaban al Arenas y la sensación de peligro en el área local era constante. Julen, que se incorporaba incisivo por su carril, puso en el 65′ un balón raso al área para Noguera. El madrileño conectó un lanzamiento que, in extremis, la defensa vizcaína despejó con su portero ya batido. Poco antes, Cayarga había recibido un pase en largo de Óscar Gil, driblado a su par y derribado en el interior del área pero el colegiado no señaló infracción alguna.

El dominio del equipo de Ania no acababa de traducirse en goles, aunque el Racing, al igual que en las últimas dos jornadas, encontró premio a su convicción. Porque el equipo cree en sí mismo y pelea por la victoria hasta el último instante. Hoy, faltaban dos para el 90′ cuando Jon Ander, que había suplido a Lombardo en el 76, fue agarrado con claridad dentro del área por un defensa local. Penalti. Rafa de Vicente cogió el esférico y con un disparo raso batió a Txemi por su izquierda. Los 600 seguidores verdiblancos elevaron al viento sus bufandas para celebrar un tanto que valía tres puntos y dejaba a su equipo con 50 en el casillero tras la celebración de 22 jornadas en el campeonato. Aunque para lograrlos aún hubo un momento de suspense, pues entre Iván Crespo y el poste desbarataron la única ocasión del Arenas en el segundo acto, que llegó en el tiempo añadido.

Crónica: Real Racing Club.

 

La rueda de prensa de Iván Ania:

 

“El equipo ha dado un nivel muy alto pero es un campo difícil. Lo mejor de hoy no es el resultado sino la personalidad del equipo en echar el balón al suelo y jugar”

Contestar