Categorizados | Balonmano

Tags |

ÁNGEL XIMÉNEZ-AVIA PUENTE GENIL 32 – LIBERBANK CANTABRIA SINFÍN 23

Publicado el 5 de diciembre de 2019

El Sinfín desconecta en la segunda parte y acaba sucumbiendo en la cancha cordobesa.

 

Fotos: Estefanía Hernández.

 

ÁNGEL XIMÉNEZ-AVIA PUENTE GENIL (32): De Hita (p), Ahmetasevic (p), Silva (3), Consuegra (1), Cuenca (2), Mijatovic, Castro (10), Gonçalves, García (6), Tuà (1), Dashko, Alonso (3), Estepa (6).

LIBERBANK CANTABRIA SINFÍN (23): Mijuskovic (p), Marín (p), Diego (1), Barco, Torriko (6), Postigo (1), Lastra (2), Basualdo, Leo, Zungri (2), Silva (1), Lon (1), Valles (3), Iglesias (3), Dimitrievski (3).

 

Parciales:

3-1, 4-3, 6-5, 9-7, 10-10,12-13 (descanso).

15-16, 18-17, 21-18, 28-20, 32-23 (final).

Árbitros: Álvarez Menéndez y Friera Cavada. Excluyeron a Diego (tarjeta roja por acumulación de exclusiones), Valles y Dimitrievski (descalificación) por el Liberbank Cantabria Sinfín, y a Gonçalves (2) por el Ángel Ximénez-AVIA Puente Genil.

Incidencias: Partido de la decimotercera jornada de la Liga ASOBAL, celebrado en el Pabellón Alcalde Miguel Salas ante unos 980 espectadores.

 

El Liberbank Cantabria Sinfín volvió de vacío de tierras andaluzas, donde este miércoles hincó la rodilla ante el Ángel Ximénez-AVIA Puente Genil por 32-23. Los de Reñones pelearon en un partido intenso que llegaron a tener de cara hasta pasados siete minutos del segundo periodo, momento a partir del cual los locales apretaron y terminaron apuntándose una cómoda victoria.

Ambos se mostraron acertados en los compases iniciales, si bien el Ángel Ximénez tuvo más atino en la resolución de cada acción y logró una primera renta de dos goles al borde del minuto 5 de partido. Zungri, con un gol a portería vacía, junto con Dimitrievski y Lastra, neutralizaron la diferencia, apoyados por una defensa que comenzó a apretar los dientes.

Las imprecisiones en ataque, en cambio, fue lo que lastró al Sinfín, que tuvo que ir a rebufo en el marcador, pero soplándole en la nuca constantemente al cuadro local, sin permitirle distanciarse más de dos tantos. Costó anotar, labor en la que Torriko y Lastra encontraron más éxito en esta primera mitad. Aunque no el suficiente, por lo que Reñones pidió tiempo muerto en busca de una solución efectiva.

Esta la encontró en Ángel Iglesias, quien colocó el empate a 9 nada más salir a pista. La alegría duró lo que tardó Valles en ver la exclusión, aunque incluso en inferioridad numérica, los santanderinos no perdieron fuelle. Fue el mismo extremo gallego el que sumó la primera ventaja visitante (10-11) a falta de cuatro minutos para el descanso, lo que marcó el inicio de un nuevo partido en el que la batuta de juego la llevaron los de Reñones. Las paradas de Mijuskovic, junto al acierto de Silva y Diego en ataque hicieron el resto para que los suyos pudieran retirarse a vestuarios con una renta mínima a su favor (12-13).

Ninguno de los dos equipos se quedó frío en un inicio tras el descanso. Los cántabros aguantaron e, incluso, se fueron de nuevo a dos de distancia, tras un par de goles de Torriko y otro de Zungri. Sin embargo, varias perdidas consecutivas echaron abajo el esfuerzo realizado en la primera mitad. Los de Puente Genil no solo igualaron la contienda sino que tomaron carrerilla y lograron irse a los cuatro tantos arriba, algo que esta vez ni el tiempo muerto de Reñones pudo frenar.

En la meta local siguió haciéndose grande Ahmetasevic, muro infranqueable para los del Sinfín en el segundo periodo. Esto pesó como una losa en la mente de los santanderinos, quienes asistieron a la goleada pontana. Juan Castro y David Estepa fueron los principales artífices del despegue de los cordobeses, quienes fueron haciendo un colchón de goles ya insalvable para los visitantes.

A la cartulina roja que vio Diego por la acumulación de exclusiones se sumó la de Dimitrievski unos minutos después y esto terminó de desestabilizar a los del Liberbank Cantabria Sinfín. Torriko, Valles y Postigo anotaron los últimos tantos, para finalizar el encuentro con el 32-23.

Contestar