Categorizados | Destacados, Voleibol

VÓLEY TEXTIL SANTANDERINA 3 – FC BARCELONA 1

Publicado el 2 de diciembre de 2017

Delirio en el Matilde de la Torre, en un partido para recordar.

D26A7047

VÓLEY TEXTIL SANTANDERINA: Valter da Cruz Neto, Juan Escalona, Jossimar Soares “Siba”, Fran Calzón, Ángel Rodríguez, Frank Amorim y Chimo Bárcena (líbero) – equipo inicial- Sergio Ramírez, Diego Moncada y José Osado.

FC BARCELONA: Fabián Giraco, Marc Altayó, Sergi Arranz, Ángel Galindo, Jordi Marcé, Blagovest Petrov y Aarón Gámiz (líbero) – equipo inicial – Eric Hernández y Ferrán Morato.

Sets: 18-25, 25-23, 25-22 y 25-18 en 108 minutos de partido.

Árbitros: Rubén Sánchez y Diego Rodríguez del Pozo, del colegio asturiano.

Pabellón: Matilde de la Torre, de Cabezón de la Sal, con más de 800 personas en la grada.

18-25 | 25-23 | 25-22 | 25-18

 

 

D26A7102

Oscar Arcones | Victoria para no olvidar, la conseguida por el Vóley Textil Santanderina ante el FC Barcelona, cuarto clasificado en Superliga, que no pudo superar a un equipo que fue capaz de sacudirse todos sus complejos para ganar 3-1 y llevar al éxtasis a su fiel y comprometida afición.

El comienzo no resultó nada prometedor para los intereses del conjunto cabezonense, que muy pronto vieron cómo el conjunto azulgrana se mostraba seguro en las facetas de saque y bloqueo y se distanciaba hasta un 2-7 que obligó a José Ignacio Marcos a buscar la reacción con el primer tiempo muerto. No eran capaces los jugadores locales de equilibrar el duelo frente a un FC Barcelona muy metido en el partido y que mantenía una renta en los seis o siete puntos hasta el 14-22 que le permitía acariciar el primer parcial. Hubo un pequeño atisbo de reacción textil para poner el 17-22, pero David Lorente en su tiempo muerto reactivó a sus jugadores y el destino del primer set se tiñó de color celeste (color de sus jugadores, siendo el azulgrana el líbero), con un marcador de 18-25.

D26A7209

Ese mal inicio de partido no hizo mella en el seno del conjunto de Cabezón de la Sal, sino más bien al contrario, porque el amor propio y la confianza en sí mismos de los jugadores textiles salió a relucir y se convirtió en una epidemia de optimismo de la que el público textil quiso contagiarse. Y creyendo en sí mismos, en el buen trabajo semanal y en la preparación del partido, llegaron los mejores momentos de juego del Vóley Textil Santanderina, que con un bloqueo consiguió el 5-4 y desde esa faceta rompió el planteamiento visitante. Valter se erigió en líder sobre la red y desde sus buenas acciones en la misma se convirtió en el modelo a seguir de sus compañeros, que empezaron a creer y mejoraron en la recepción y en el saque.

Siba anotaba el 12-9 y al tiempo técnico el Vóley Textil se iba con una ventaja que se redujo rápidamente a un solo punto, pero los protagonistas iban alternándose en las filas locales, así que Frank Amorim fue el encargado de anotar el 15-12 y devolver el entusiasmo a la grada. Cada aficionado textil se sintió partícipe de una remontada que se iba fraguando punto a punto hasta el 20-17 que obligó al técnico visitante a llamar al orden a sus pupilos. Pero tras rehacerse de un mal comienzo, no parecía oportuno volverse atrás, así que nadie dudó y el equipo local restableció el empate a un set, con un 25-23 que también servía de muestra de que no cabía la relajación en una batalla ardua por los tres puntos en liza.

D26A7260

Puntos largos y defensas comprometidas en ambos bandos para solucionar desajustes ofensivos fueron apareciendo en un tercer set de dominio alterno. Del 7-4 con tres acciones consecutivas puntuando de Valter se pasó al 10-12, cuando el FC Barcelona se aferró a varias fintas para buscar debilidades en el bloqueo local, con buen saque de Altayó. Pidió tiempo muerto José Ignacio Marcos y consiguió sembrar cierto desconcierto apostando por Sergio Ramírez y Juan Escalona, dos colocadores que mostraron su compatibilidad en la pista para mantener al equipo en el partido. Fran Calzón al saque contribuía al desasosiego visitante en la recepción y el empate a 19 se restablecía. También en defensa Chimo mostraba el camino y Frank lograba el 22-20, antesala de un bloqueo de Fran Calzón que significaba el 24-21 y del definitivo punto por medio de Siba que era el 25-22 final para poner el 2-1 en el marcador.

D26A7309

La grada ya se lo había creído, así que cuando Arranz al saque puso el 1-4 en el marcador, nadie desconfió del equipo, sino más bien al contrario, todos se unieron a la dinámica victoriosa y el empate a cinco se convirtió en el primer peldaño sobre el que cimentar el triunfo. Los locales se pusieron al mando, pero solo un punto de renta provocaba el inmediato empate del FC Barcelona, hasta que tres puntos consecutivos de bloqueo, uno de Juan y dos de Valter pusieron el 13-9 siendo el saque de Fran el primer elemento distorsionador en el intento de construcción de ataque culé. La dinámica de puntos locales no se detenía y el 19-11 con una finta de Sergio Ramírez levantó de forma definitiva al público de sus asientos. Ya no volvieron a sentarse hasta el definitivo 25-18, para alentar una dinámica imparable de un equipo que ya no dejó de creer y que se olvidó de mirar la tabla para derrotar a uno de los mejores equipos de la competición.

Delirio en la grada y sorpresa en la Superliga, aunque ya cada vez es menos sorprendente que el Vóley Textil Santanderina y el Matilde de la Torre convertido en infierno del norte se erijan en protagonistas de la jornada. Porque inmersos en la cuarta andadura consecutiva en Superliga, Cabezón de la Sal ya se ha creído que llegó a la élite del voleibol nacional para quedarse, agarrándose los jugadores de José Ignacio Marcos al bloqueo, a la defensa o a lo que haga falta, pero por encima de todo al coraje y al sacrificio para pelear sin descanso en busca de ese objetivo.

Fotos: Pedro Bolado.

Be Sociable, Share!

Contestar

*




 
  • Encuesta


    • ¿Qué 4 equipos son tus favoritos para la Fase de Ascenso en 3ª División?

      Ver resultados

      Loading ... Loading ...